Translate

lunes, 9 de junio de 2014

Reseña: "El chico sobre la caja de madera" de Leon Leyson

“El chico sobre la caja de madera” de Leon Leyson

Editorial: V&R Editoras
N° de Páginas: 176
Precio: 119,00 $

Sinopsis
 “Incluso en los tiempos más oscuros, especialmente en los tiempos más oscuros, hay espacio para la fuerza y la valentía. Una memoria notable de Leon Leyson, uno de los niños más pequeños sobrevivientes del Holocausto en la lista de Oskar Schindler.
 Leon Leyson (nacido Leib Lezjon) tenía sólo diez años cuando los nazis invadieron Polonia y su familia se vio obligada a trasladarse al gueto de Cracovia. Con una suerte increíble, la perseverancia, y la arena, Leyson fue capaz de sobrevivir el sadismo de los nazis, entre ellos el de lo demoníaco Amon Goeth, comandante de Plaszow, el campo de concentración fuera de Cracovia. En última instancia, fue la generosidad y la astucia de un hombre, un hombre llamado Oskar Schindler, que salvó la vida de Leon Leyson, y la vida de su madre, su padre y dos de sus cuatro hermanos, añadiendo sus nombres a una lista de trabajadores en su fábrica: una lista que se hizo mundialmente conocido: La lista de Schindler.”





Opinión (Sin spoilers)
 Lo más cercano que leí dentro de la época de la Segunda Guerra Mundial o en el período del Holocausto había sido El diario de Anna Frank (un libro que precisamente lo leí hace cinco años y unos días después de que regresará de mi viaje a Barcelona-París-Amsterdam). Cuando me enteré que iban a sacar El chico sobre la caja de madera, tuve una enorme curiosidad a tal punto que terminé por conseguir el libro casi a ciegas. Así que luego de unos meses de espera, finalmente empiezo a leer el prologo del libro (encima en voz alta) y me toco una fibra tan sensible que me hizo llorar.

“- ¡Ya sé quién eres! – dijo con un destello en sus ojos - .Eres el pequeño Leyson.
 Debí saber que Oskar Schindler nunca me decepcionaría.”

El chico sobre la caja de madera, página 2

Leon Leyson
 Como dije antes, apenas fue el prologo. Lo demás fue leer un capítulo más duro que el anterior y teniendo
esa sensación de que mi corazón se partiría en dos al leer cada palabra del pequeño Leyson que ha vivido un infierno dentro del Holocausto. Había momentos en que sentía escalofríos por todas las torturas y métodos que aplicaban los nazis contra los judíos. Otras veces sentía una mezcla de incredulidad, impresión y repulsión contra el sadismo Amon Goeth y sus castigos, de los cuales eran pagados por el precio de la muerte ante toda persona que no los cumplía. En ocasiones, veía una chispa de esperanza cada vez que escucha el nombre de Oskar Schindler, su lista y todo lo que ha hecho para salvar una gran cantidad de judíos.
 Aunque fue muy irónico que me agradase Oskar Schindler. En serio y eso que mi idea sobre los nazis no es precisamente positiva – después de todo lo que me enseñaron de la Segunda Guerra Mundial se me ha quedado esa impresión e idea negativa dentro de mi cabeza.
 Sin necesidad de detallar todo o hacer grandes descripciones de determinados lugares, usando un estilo sencillo de narración y contado en primera persona, me he encontrado con una increíble historia que seguramente no se me va a borrar la cabeza durante mucho tiempo. No todos los días nos encontramos de primera mano la historia de un sobreviviente del Holocausto.
 Además de la historia, en las páginas finales, viene acompañado unas cuantas fotos – en los cuales vemos a Leon Leyson, su familia, sus conocidos e incluso con el mismísimo Oskar Schindler, el hombre que le salvo la vida – y unas palabras finales de parte de la familia Leyson.
 Vale mucho la pena leer este historia. Después de haberlo leído, tengo ganas de ver la película La lista de Schindler.



Puntuación: 5

No hay comentarios:

Publicar un comentario